Delicioso Pastel de Mousse de Calabaza y Chocolate

Este Pastel de Mousse de Calabaza y Chocolate es un impresionante postre de 4 capas con pastel de chocolate, mousse de canela, mousse de caramelo y mousse de caramelo salado! Terminado con una capa de ganache de chocolate brillante y crema batida, ¡es un éxito total!

Este pastel es para disfrutarse en ésta época de festejos de halloween, o  de thanksgiving, es muy fácil de hacer, porque todas las capas de mousse se hacen exactamente de la misma manera!

Esto es lo que tenemos, yendo de abajo hacia arriba: pastel de chocolate, mousse de canela, mousse de caramelo, mousse de caramelo salado, ganache de chocolate, crema batida, y trufas de calabaza.

Me encanta el efecto ombre de las diferentes capas de mousse, ¡¿y adivina qué?! No necesitaba usar ningún colorante de comida para conseguir este look! Quiero decir, sí, es muy probable que la canela y el caramelo ya tengan colorante, pero yo no usé colorante adicional, lo que significa que cualquiera puede recrear este efecto exacto sin preocuparse por variables como qué marca de colorante, cuánto añadir, etc.


Este pastel tiene calabacitas en la decoración pero son algo difícil de conseguir así que creo que aún sin ellas se vería increíble con otros dulces encima, o tal vez rizos de chocolate o incluso espolvoreados de calabaza.

Este pastel es un sueño para rebanar. Si utiliza un cuchillo caliente (¡y seco!) y un pastel frío, obtendrá capas limpias y uniformes y una rebanada que es fácil de colocar en platos individuales. Recomiendo dejarlo reposar unos 10 minutos antes de comer, sólo para que la capa de pastel no esté helada, pero este es un postre que es mejor disfrutarlo ligeramente frío. La mousse no se colapsará y perderá su forma si se deja por más tiempo, pero hay algo en la mousse a temperatura ambiente que me resulta un poco desagradable.

En pocas palabras, este es un postre muy bueno para preparar que puede pasar varios días en el refrigerador antes de servirlo.

Lo que Necesitarás para hacer el Pastel de Mousse de Calabaza y Chocolate:

  1. Molde para pasteles con fondo extraíble: puedes usar un molde como este (mi favorito para hornear pasteles!) o un molde con forma de resorte. De cualquier manera, asegúrate de tener una manera fácil de sacar el pastel terminado del molde que NO dependa de voltearla al revés!
  2. Los cuellos de plástico o acetato de los pasteles: Estos son imprescindibles para conseguir esos lados lisos y uniformes! Como bono, puedes lavarlos y reutilizarlos, y también son ideales para hacer bordes de chocolate alrededor de los pasteles.
  3. Cartones para pasteles: Siempre tengo una gran cantidad de estos a mano! Hacen que el montaje y la transferencia de pasteles sea mucho más fácil.
  4. Puré de calabaza: Asegúrate de obtener puré de calabaza y no relleno de pastel de calabaza, que tiene azúcar y otros ingredientes agregadosque pueden afectar un poco el que te quede muy bien el mousse de calabaza.

Ingredientes:

Para el Pastel de Chocolate:

  • 2 oz (aproximadamente 56 grs.) de mantequilla a temperatura ambiente
  • 1.75 oz de azúcar granulada (1/4 taza)
  • 1.75 oz de azúcar morena (1/4 taza)
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 4 fl oz de suero de leche (1/2 taza), a temperatura ambiente
  • 2.66 oz de harina para todo uso (2/3 taza)
  • 1 oz de cacao en polvo sin azúcar (1/3 taza)
  • ½ cucharadita de bicarbonato de sodio
  • ¼ cucharadita de sal

Para la Capa de Mousse de Calabaza y Canela:

  • 9 oz (255 grs.) de chips de canela
  • 1 1/2 tazas de crema espesa uso dividido
  • 1/3 taza de puré de calabaza en lata
  • 1 pizca de sal
  • 2 cucharadas de gelatina en polvo sin sabor
  • 2 cucharadas de agua
  • 1 cucharadita de canela molida

Para la Capa de Mousse de Calabaza y Caramelo:

  • 9 oz (255 grs.) de chips de caramelo de mantequilla
  • 1 1/2 tazas de crema espesa uso dividido
  • 1/3 taza de puré de calabaza en lata
  • 1 pizca de sal
  • 2 cucharadas de gelatina en polvo sin sabor
  • 2 cucharadas de agua

Para la Capa de Mousse de Caramelo Salado:

  • 9 onzas (255 grs.) de chispas de caramelo saladas o de chocolate blanco
  • 1 1/2 tazas de crema espesa uso dividido
  • 1/3 de taza de salsa de caramelo salada espesa
  • 1 pizca de sal
  • 2 cucharadas de gelatina en polvo sin sabor
  • 2 cucharadas de agua
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Para el Ganache de Chocolate de Arriba:

  • 1/2 taza de crema espesa
  • 3 oz (85 grs.) de chocolate semidulce picado finamente

Para Decorar:

  • Crema batida
  • Canela
  • Dulces de tu elección

Preparación:

Para Hacer el Pastel de Chocolate:

  1. Forramos un molde para pasteles de 9 pulgadas con papel pergamino y lo roceamos con aceite en aerosol antiadherente. Precalentamos el horno a 176ºC (350ºF).
  2. Agregamos la mantequilla y ambos azúcares al tazón de una mezcladora de soporte grande equipada con una paleta. Los batimos juntos a velocidad media-alta, hasta que estén ligeros y esponjosos, unos 5 minutos. Agregamos el huevo y el extracto de vainilla, y batimos bien hasta que estén completamente incorporados.
  3. En un recipiente aparte, tamizamos la harina, el cacao en polvo, el bicarbonato de sodio y la sal. Con la batidora a velocidad baja, añadimos un cuarto de la mezcla de harina tamizada. Cuando las vetas de harina hayan desaparecido casi por completo, añadimos un tercio del suero de leche al recipiente. Cuando esto se incorpore, continúamos añadiendo los ingredientes secos y húmedos en un patrón alternado, terminando con los ingredientes secos.
  4. Cuando los ingredientes secos estén casi incorporados, detenemos la batidora. Raspamos el fondo y los lados del recipiente con una espátula de goma y terminamos de mezclar el pastel a mano.
  5. Ponemos la masa en el molde preparado y alisamos la masa dejándola en una capa uniforme.
  6. Horneamos el pastel durante 22-25 minutos, hasta que un palillo de dientes insertado en el centro salga con sólo unas migas húmedas adheridas. Dejamos enfriar el pastel completamente antes de usarlo.

Mousse de Calabaza

Para Hacer las Capas del Mousse de Calabaza:

  1. Preparamos el molde. Se necesita un molde de 9 pulgadas con lados de por lo menos 3 pulgadas de alto, y la capacidad de quitar el fondo. Puede ser un molde para pasteles con fondo extraíble o un molde con forma de resorte. Recubrimos la pared interior con un cuello de pastel de acetato de 4 pulgadas de alto o con una tira de papel de aluminio o papel encerado. Asegurándonos de que el papel de acetato o encerado sea lo suficientemente largo para que se superponga a sí mismo, y si se usa papel de aluminio/papel encerado, nos aseguramos de cortar la tira lo suficientemente alta como para extenderla por lo menos una pulgada sobre los lados del molde, ya que el pastel mide aproximadamente 4 pulgadas de alto.
  2. Colocamos un cartón de pastel en el fondo del molde, luego colocamos cuidadosamente el pastel horneado encima del cartón. Esto es opcional, pero facilita la transferencia del pastel limpia y ordenadamente al plato de servir.
  3. Preparamos la capa de mousse de canela: combinamos los chips de canela, el puré de calabaza, 1/2 taza de crema y sal en un recipiente para microondas. Cocinamos en el microondas en tiempos de 30 segundos, revolviendo cada 30 segundos, hasta que el chocolate se haya derretido y la mezcla esté suave. Lo pasamos a un recipiente grande y lo dejamos enfriar a temperatura ambiente, revolviendo ocasionalmente.
  4. Mientras esperamos a que se enfríe la mezcla de canela, preparamos la gelatina. Batimos la gelatina y el agua fría en un recipiente pequeño y reservamos para que la gelatina absorba el agua. Cuando la canela esté a temperatura ambiente, calentamos en el microondas el bol de gelatina durante 15 segundos, hasta que se derrita. Batimos la mezcla de gelatina derretida y canela y añadimos la canela molida.
  5. Batimos la taza de crema espesa restante hasta que esté firme. Ponemos la mitad de la crema batida en la canela, y una vez que esté incorporada, le ponemos suavemente el resto de la crema batida. Ponemos la mousse encima del pastel y la extendemos a que quede en una capa uniforme. Refrigeramos el pastel durante 25 minutos, hasta que la mousse haya comenzado a fraguar y esté lo suficientemente firme para que se pueda añadir una segunda capa.
  6. Para la mousse de caramelo de calabaza, combinamos las chips de caramelo, el puré de calabaza, 1/2 taza de crema espesa y sal en un recipiente para microondas. Continúamos haciendo esta capa de la misma manera que se hizo la capa de canela, derritiendo y enfriando la mezcla de caramelo, mezclando la gelatina derretida e incorporando la crema batida. Cuando la mousse de caramelo de calabaza esté lista, la ponemos sobre la capa de mousse de canela. Extendiendólo en una capa uniforme y volvemos a refrigerar.
  7. Por último, preparamos la capa de caramelo salado. Combinamos las chispas de caramelo saladas (o chispas de chocolate blanco), 1/2 taza de crema espesa, caramelo salado, sal y vainilla en un recipiente apto para microondas. Continúamos haciendo esta capa de la misma manera que se hizo las dos capas anteriores. Lo ponemos sobre la mousse de caramelo de calabaza y refrigeramos hasta que las capas de mousse se enfrien durante al menos 30 minutos.
  8. Hacemos un ganache rápido de chocolate poniendo el chocolate picado en un tazón pequeño y calentando la crema a fuego lento. Ponemos la crema caliente sobre el chocolate picado y batimos suavemente hasta que el chocolate se derrita y tenga una mezcla suave y brillante. Si está muy caliente, lo dejamos enfriar un poco para que siga caliente y se pueda untar, pero no tanto como para derretir la mousse. Vertimos el ganache sobre la parte superior del pastel y usamos una espátula para empujarla hasta el borde y extenderla en una capa uniforme.
  9. Refrigeramos el pastel de mousse de calabaza y chocolate durante al menos 4 horas o toda la noche, para que las capas de mousse puedan estar muy firmes al cortarlo.
  10. Para terminar el pastel de mousse de calabaza y chocolate, empujamos el fondo hacia afuera del molde, o desenganchamos los lados, y desenrollamos la tira de acetato. Transferimos el pastel a la bandeja de servir.
  11. Colocamos rosetas de nata montada (crema batida) en los bordes y espolvoreamos la nata con un poco de canela. Cubrimos las rosetas con caramelos de chocolate o rizos de chocolate, o los dejamos lisos.
  12. Para obtener las rebanadas más limpias, cortamos el pastel de mousse de calabaza y chocolate cuando esté bien frío. Usando un cuchillo grande y afilado, y lavandolo frecuentemente entre cada corte. Para obtener el mejor sabor y textura, dejamos que las rebanadas de pastel se asienten.

Fuente: SugarHero


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.